Restaurante Yuk Mi, Valencia.

Fecha de la visita: 16/11/2.013 sábado.

Descubrí la existencia de este local por casualidad, según parece uno de los tres únicos restaurantes de comida coreana que hay en Valencia capital. Las reseñas que encontré por internet  son bastantes buenas, calificándolo de auténtica cocina de aquel país. Nos entró la curiosidad por visitarlo y probar sus platos.



Ubicado en el barrio de Patraix desde 2,001, más exactamente en la calle Salabert nº 24, Yuk Mi significa en lengua coreana “6 sabores”: dulce, salado, amargo, picante, ácido y áspero. Podéis encontrar su página web aquí.

Local pequeño (7 mesas), limpio, no tiene nada que ver con los pseudo restaurantes orientales llenos de colores y farolitos. Es un bar de barrio de toda la vida con el añadido de algunos motivos asiáticos decorando sus paredes.  Está regentado por un matrimonio mayor, ella atendiendo la pequeña sala y su marido en la cocina a los fogones.

Nos pregunta si conocíamos algo del tipo de cocina y si nos gusta el picante, algo presente en muchos platos. Al decirle a las dos preguntas que no, amablemente nos propone tomar tres platos al centro para iniciarnos en los sabores de aquel país. Para dos personas ha sido suficiente.

Kun Mandu 군만두 (empanadillas a la plancha). Dumplings (“Bolas de masa”) rellenos de una mezcla de carne y vegetales, todo triturado, se toman mojadas en salsa de soja. Estaban muy sabrosas. Aunque en la mesa no hay cubiertos, solamente palillos, nos los trae con este plato. Supongo que habrá pensado que no sabíamos utilizarlos. Muy sabrosas.



Chapche 잡채. Tallarines transparentes de boniato con verduras (calabacín, zanahoria, cebolla, “setas de mar”, ¿bok choy?) y carne de ternera cortado muy fina. A estos tallarines también se les llama fideos celofán, fideos de cristal o de hilos de soja. Generalmente se elaboran con el almidón del garbanzo verde chino, agua y algún otro añadido como almidón de patata.


Tak Bokum 닭볶음 . Pollo salteado con verduras, se puede preparar con o sin picante. En este caso llevaba solamente un poco de picante, para darle “sentido” al plato. Carne muy jugosa y mezcla de sabores muy interesante.



No hemos tomado postres, solamente al terminar un té de pomelo muy dulce con marcado aroma cítrico. Agua y cerveza para beber.


Cocina donde los vegetales tienen un gran protagonismo, con ganas de volver en alguna otra ocasión para conocer otros platos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario