Panellets de Tots Sants /Pastelitos de la festividad de Todos los Santos.

Cuando se acerca la fecha del 1º de noviembre, es muy típico en Valencia, Cataluña y Baleares degustar estos dulces tradicionales. Los podemos comprar en hornos y pastelerías, o decidirnos a prepararlos en casa. Es mucho más sencillo de lo que parece.



Existen variantes de esta receta, por ejemplo gente que los prepara con patata, otros con boniato, añadiendo ralladura de limón a la masa, etc. Esta es mi versión y, a gusto de los que los han probado, han salido buenos.

Ingredientes para aprox. 900 gr. de masa, entre 50 / 60 unidades dependiendo del tamaño:

- 350 gr. de almendra molida.
- 300 gr. de azúcar.
- 2 boniatos pequeños, aproximadamente 175 gr. ya pelados, en este caso rojos al ser los que habían en la tienda. 
- 2 huevos para la masa y otro más para pintar los pasteles.
- 25 gr. de coco rallado para agregar a 300 gr. de masa.
- Crocante de almendra o almendra troceada, piñones, y coco rallado para la parte exterior de los panellets.

Elaboración:

Ponemos a hervir en abundante agua hirviendo los boniatos con su piel. Los tenemos durante unos 20 minutos hasta comprobar con la punta de un cuchillo que están blandos. Retiramos y dejamos enfriar.



Los pelamos, machacamos hasta formar un puré y lo pasamos a un cuenco grande. Nos podemos ayudar con un tenedor, por ejemplo.



Añadimos el azúcar junto a la almendra molida y mezclamos. Comprobamos el punto de dulzor que queremos, en caso contrario añadir un poco mas de azúcar. Terminamos añadiendo los 2 huevos. Removemos todo bien hasta obtener una masa uniforme En este paso, algunas recetas añaden solo las yemas de los huevos sin las claras.




Separamos una parte de la masa  y le agregamos el coco rallado. Volvemos a mezclar bien. Esto lo hacemos para reforzar el sabor final de los pasteles de coco.


Dejamos reposar durante unas horas -entre 4 y 6- en la nevera para que tomen cuerpo las masas.


Una vez pasado este tiempo, vamos con el proceso de cocción. Precalentamos el horno a 180º

Extendemos en tres platos los trozos de almendra, los piñones, y el coco rallado. De las masas vamos tomando porciones pequeñas y dándoles forma redondeada. Si son de coco, las pasaremos por su rallado. En caso contrario, por la almendra o los piñones. Tienen que quedar bien recubiertas.





Batimos un huevo y con la ayuda de un pincel de cocina pintamos los panellets, que dejamos en una bandeja de horno sobre papel para hornear





Colocamos la bandeja en la parte central del horno con calor arriba y abajo. A los 10 minutos activamos además la función de gratinado para que cojan un poco de color tostado, manteniéndolos durante 5 minutos más. Ojo, en este paso controlar que nos se nos pasen de color.



Solo queda sacar del horno y dejarlos reposar hasta que enfríen. Con una copita de mistela o vino dulce están de muerte...por algo son típicos de la fiesta de Todos los Santos.


Buen provecho !!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario